En un deporte de equipo como es el padel, la comunicación es clave y este mes Belen Llanos nos da las claves de una buena comunicacion dentro del 20×10.

¿Vienes de un deporte individual y te molesta que te hablen o escuchar a los rivales?

En el pádel se habla porque se juega en parejas y la comunicación dentro de la pista es una parte muy importante del juego.

Como deportista procedente del tenis, la comunicación y el juego con las paredes son dos características que más me llamaron la atención, tuve que aprender y sigo entrenando. En el pádel, debemos acostumbrarnos a escuchar y hablar sin perder la concentración.

¿Qué comunicarnos y cuándo?

Se producen muchas jugadas donde perdemos de vista la pista y a los rivales. Es ahí donde quien está jugando sin la pelota debe guiar la jugada.

Por ejemplo, cuando nos juegan un globo pasado y debemos ejecutar una bajada o salida de pared, echaremos un rápido vistazo para ver dónde están los rivales, pero al mismo tiempo, nuestro compañero debe estar atento a la jugada, mirando a los rivales, y será nuestro guía porque tiene una visión completa de la pista.

Durante el punto: la comunicación debe ser rápida y previa al golpe, para que el compañero tenga tiempo de tomar una decisión.

Entre puntos: deberíamos usar los 20 segundos para preparar alguna jugada y durante los cambios de lado, usar los 90 segundos para dar y recibir información sobre la táctica.

¿Cómo nos comunicamos?

Te recomiendo preguntar a tu compañero/a cómo quiere que le hables, si diciéndole dónde jugar o dando información. Lo más importante es que esa comunicación sea fácil de entender, corta y eficaz.

La forma de comunicarnos puede ser activa o pasiva. Una sugerencia, da la información más relevante antes: por ejemplo, la dirección donde jugar la pelota: cruzado, paralelo, centro, o dónde están las rivales: fondo, red, media pista.

Comunicación activa: decimos dónde jugar la pelota. El rival que juega en el lado derecho de la pista se ha quedado en el fondo y el que juega del lado del revés está en la red. Decimos: cruzada al fondo/profunda. Así, indicas a tu compañero/a que juegue la pelota cruzada y al fondo.

Comunicación pasiva: decimos dónde está el rival: derecha atrás/fondo. De esa forma nuestro compañero, según cómo le quede la pelota, decidirá dónde jugar. En este caso es mejor indicarle que el jugador en su diagonal está en el fondo, para que sepa que es allí donde debería jugar la pelota.

Si tenemos la pelota también podemos pedir información a nuestra compañera: ¿dónde? Recordar que ese dónde ya debe estar estipulado y será o bien dónde jugar la pelota o bien dónde están las rivales, para evitar confusiones.

Cuando jugamos sin la pelota, también podemos avisar a nuestro compañero si vemos que la pelota va directamente al cristal: mira, deja. O también cuando vemos que la pelota dará mucho rebote o abre demasiado: sale mucho, abre mucho.

En centro de la pista: ¿mía o tuya?

Es muy importante hablar antes con tu compañero sobre las pelotas que vendrán al centro de la pista, ya que por este lado, aunque no lo creas, se juega mucho y es un lugar que puede generar confusión si no hemos hablado.

Hay jugadoras que son muy buenas jugando por el centro con su revés y acaparan más campo porque tienen confianza en su golpe. Por eso antes de comenzar, debéis acordar qué hacer con esas pelotas. Y en los casos en que haya duda, lo mejor es usar un tono decidido para avisar que vas a jugar tú con un: VOY, MIA, y así evitar los choques en el centro y perder puntos.

Pero, por más que seas muy bueno con el revés, todas las bolas que vienen altas por el centro, dejáselas a tu compañero para que juegue con su derecha una bandeja, víbora o remate, salvo que seas zurdo/a.

La comunicación no verbal:

Si has visto algún partido de pádel profesional, habrás visto que es muy común que jugadores y jugadoras choquen sus manos al terminar cada punto. Eso también forma parte de la comunicación y se usa como un refuerzo positivo, un anclaje o rutina que nos mantiene enfocados en el partido.

Por otro lado, también debes tener en cuenta que podemos comunicarnos por señas para indicar una jugada y que no se enteren los rivales.

Con respecto a los gestos: cuando festejamos un punto o cuando lo perdemos debemos intentar como aconsejan los mejores profesionales evitar los excesos, para que los rivales no usen nuestro estado de ánimo en nuestra contra. De igual manera, cuando nuestro compañero pierde un punto es necesario no manifestar gestos de fastidio, porque si queremos sacar adelante el partido, lo necesitamos y por ello debemos alentarlo siempre.

Recuerda que los gestos que haces los ven tu compañero, rivales y quienes están en el viendo el partido. Te recomiendo mantener siempre un código de respeto y buen ánimo para mantener siempre el fair play.

Recomendaciones finales: evita gritar o dar información cuando los rivales van a ejecutar el golpe, porque se puede considerar como interferencia, voluntaria o involuntaria.

Entrena y trabaja con tu compañera una forma de comunicar que sea efectiva y evite confusiones. Pero intenta tener un método que sea uniforme, así puedes aplicarlo con más compañeras de juego.

¡Anímate al pádel!


Sigue toda la actualidad del mundo del pádel en nuestras redes sociales de Facebook , Instagram , Telegram y Twitter .